ASEBIR REIVINDICA EL PAPEL DE LOS EMBRIÓLOGOS EN EL DÍA MUNDIAL DE LA FERTILIDAD


  • Mañana, 4 de junio, se celebra el Día Mundial de la Fertilidad y ASEBIR, la Asociación que engloba a la mayoría de los profesionales que trabajan en el ámbito de la biologia de la reproducción, quiere aprovechar la fecha para reivindicar su papel como profesionales sanitarios.

  • España es de los pocos países que quedan en Europa que aún no reconoce a los embriólogos como profesionales sanitarios

  • España lidera en Europa los tratamentos de reproducción assistida, Más del 9% de los bebés nacidos en España son fruto de estas técnicas que realizan los embriólogos en las más de las 250 clínicas que hay en el país

  • El número de clínicas de reproducción asistida en España representa el 17% de este tipo de clínicas en Europa, liderando el ranking europeo

  • ASEBIR afirma que no hay evidencia científica para posponer o cancelar la realización de una técnica de reproducción asistida en base a la vacuna y nuestra recomendación es que las pacientes se vacunen cuando les corresponda según su calendario vacunal sin que ello deba interferir en sus tratamientos

Madrid, 3 de junio de 2020.  La Asociación para el Estudio de la Biología de la Reproducción (ASEBIR) quiere aprovechar este 4 de junio, Día Mundial de la Fertilidad, para reclamar al Gobierno de España que cumpla los acuerdos alcanzados en el último año para considerar a los embriólogos, profesionales que trabajan en hospitales y centros sanitarios en el área de Reproducción Asistida, como profesionales sanitarios.

 

El reconocimiento por parte del Ministerio de Sanidad como profesión sanitaria de los biólogos con actividad sanitaria afecta a la mayoría de los más de 2.000 embriólogos clínicos. “Esta es una de las mayores demandas de ASEBIR– explica Antonio Urries, presidente de la Asociación para el Estudio de la Biología de la Reproducción (ASEBIR). Llevábamos años trabajando con los distintos gobiernos pero tras el último cambio de cartera de Ministro no solo se quedado paralizada la regulación acordada con los responsables ministeriales sino que la respuesta ahora es negativa, creando una frustración en un colectivo que cada año realiza más de 150.000 ciclos de fecundación in Vitro en España”, destaca Urries.

 

ESPAÑA, ÚNICO PAÍS EUROPEO EN EL QUE LOS NO ESTÁN RECONOCIDOS COMO PROFESIONALES SANITARIOS.

El reconocimiento tiene importantes consecuencias tanto para los pacientes como para los profesionales. “El reconocimiento y regulación como profesión sanitaria del trabajo de los embriólogos con actividad sanitaria garantizaría la calidad del servicio y el puesto de trabajo de los profesionales españoles en los países de nuestro entorno”, ha señalado también Urries.

La regulación permitiría que los pacientes sean tratados por profesionales formados adecuadamente y evitaría que entren profesionales, incluso de otros países, sin la formación adecuada.

Centenares de embriólogos españoles que desempeñan su trabajo en los países de nuestro entorno se arriesgan a perder su puesto de trabajo de no reconocerse su actividad como profesión sanitaria. España es hasta el momento el único país europeo en el que estos trabajadores no están reconocidos como profesionales sanitarios.

 

ESPAÑA A LA CABEZA EN EUROPA DE TRATAMIENTOS DE FERTILIDAD

España lidera a nivel europeo las técnicas de reproducción asistida y los tratamientos de fertilidad. Como afirma Antonio Urries, “nuestra legislación es más permisiva que en el resto de los países europeos y por ello podemos realizar no solo un mayor número de técnicas sino también con una excelente calidad técnica y asistencial en nuestros centros de reproducción”

Según el Estudio de 2020 de la ESHRE, la Sociedad Europea de Reproducción Humana y Embriología, con datos de actividad de 2016, España tenía 247 clínicas de Reproducción Asistida, un 17% de todas las que había entonces en Europa. Le seguían en este ranking, Italia con 200, Rusia con 199, Alemania con 134, Francia con 102 y el Reino Unido con 82.

En España se contabilizaron 62 264 ciclos de Fecundación in Vitro (FIV) de los 568.000 que se realizaron en Europa, un 11% del total.

Cabe recordar que actualmente se están realizando alrededor de 150.000 ciclos y más del 9% de los bebés nacidos en España son mediante técnicas de reproducción asistida.

LOS TRATAMIENTOS DE FERTILIDAD ANTE EL COVID19 Y LA VACUNACIÓN

No se ha demostrado que las mujeres embarazadas presenten una incidencia mayor de COVID-19, ni una mayor morbilidad que mujeres no embarazadas de su misma edad. Sin embargo, muy recientemente se han publicado algunos casos de transmisión vertical entre madre e hijo y como afirma Antonio Urries, “los centros deben insistir a las pacientes de la importancia de evitar comportamientos de riesgo durante el embarazo y seguir las medidas de protección recomendadas. Ningún gobierno o sociedad científica ha desaconsejado la gestación por vía natural.

La pandemia sigue generando muchas dudas. Urries destaca que “debido a que las vacunas disponibles de COVID-19 no están compuestas de virus vivos, no se cree que aumenten el riesgo de infertilidad, perdida durante el primer o segundo trimestre de embarazo, muerte fetal o incremento de anomalías congénitas. Incluso estudios recientes parecen indicar que no hay mayor riesgo de pérdidas gestacionales ni peores resultados perinatales en las mujeres embarazadas vacunadas.

ASEBIR afirma que no hay evidencia científica para posponer o cancelar la realización de una técnica de reproducción asistida en base a la vacuna y nuestra recomendación es que las pacientes se vacunen cuando les corresponda según su calendario vacunal sin que ello deba interferir en sus tratamientos.

Nuestros patrocinadores

Grupo EMB Cooper Surgical Merck CIMAB IBÉRICA S.L. Kitazato Cryoport
genea BioCare Durviz Quermed