El uso de la inteligencia artificial mejora las tasas de predicción de recién nacido vivo en los tratamientos de reproducción asistida


Durante el X Congreso Nacional de ASEBIR, se ha entregado el Premio a la Innovación MERCK ASEBIR 2019 a la comunicación científica más innovadora en el ámbito de la biología de la reproducción

Cáceres, 25 de octubre de 2019.- Un trabajo sobre el uso de la inteligencia artificial en la selección de embriones en los tratamientos de reproducción asistida ha recibido el Premio a la Innovación MERCK ASEBIR 2019 durante el X Congreso Nacional de ASEBIR (la Asociación para el Estudio de la Biología de la Reproducción) que se clausura este viernes en Cáceres.

La investigación, dirigida por Marcos Meseguer, de IVI Valencia, ha demostrado que la aplicación de esta tecnología mejora las tasas de predicción de recién nacido vivo con unos niveles de precisión muy altos. Su confirmación prospectiva podría significar, según sus autores, uno de los mayores avances en el campo de la embriología.

“Pasaríamos a aumentar un 30% la probabilidad de que la pareja se vaya con un recién nacido sano a casa. Es un reto bastante importante y es lo que estamos buscando con nuestras investigaciones: aumentar la tasa de éxito de un tratamiento de fecundación in vitro”, ha explicado Lorena Bori, de IVI Valencia, una de las autoras del estudio.

Las predicciones de momento son retrospectivas, ya que el equipo está utilizando la información de embriones que ya han sido transferidos. El reto para el futuro será poder elegir el embrión antes de transferirlo a través de este sistema.

Premio ASEBIR al Mejor Póster 2019

Asimismo, durante el X Congreso de ASEBIR, se ha hecho entrega a Ana Munuera, del Institut Marquès, del Premio ASEBIR al Mejor Póster 2019 por un estudio que propone una mejora en los criterios de valoración de los embriones en los laboratorios de reproducción asistida.

En concreto, el trabajo premiado se centra en la capacidad que tendrían algunos embriones que se consideraban descartables por tener varios núcleos (multinucleados) de acabar dando lugar a un embarazo.

“Los embriones que excluyen células multinucleadas durante la formación del blastocisto parecen demostrar una capacidad de autocorrección que les permite mantener intacta su competencia para evolucionar hasta el nacimiento”, concluye este trabajo.

 

SOBRE ASEBIR

La Asociación para el Estudio de la Biología de la Reproducción (ASEBIR) se creó en el año 1993 y agrupa a la mayoría de los profesionales que desarrollan su actividad en el ámbito de la Biología de la Reproducción, ya sea en tareas de aplicación clínica en los laboratorios de Reproducción Humana Asistida como en investigación básica y especialidades afines. ASEBIR cuenta con más de 1.000 asociados de distinta formación en el área de las ciencias biomédicas (biólogos, biotecnólogos, farmacéuticos, químicos, bioquímicos, veterinarios y médicos).

Nuestros patrocinadores